COMUNICADO DE JUAN RA PARA LA CONVOCATORIA INTERNACIONAL DE ACCIONES DEL 8 DE JUNIO.

En esta gran Europa que se está construyendo como dicta el capital, se nos quiere globalizar nuestras vidas, nuestras mentes y hasta nuestros sentimientos. Y para ello se extiende el concepto de una sola verdad, un solo modelo a seguir y un solo mundo en el que vivir o morir callando. Todo aquel, o toda aquella, o todo aquello que busque una alternativa al pensamiento único pasará a formar parte del llamado eje del mal.

Sin embargo en esta gran Europa policial es legal que los uniformados te peguen un tiro en la cabeza cuando te manifiestas contra las políticas del G-8 o de la Unión Europea; en esta gran Europa militar es legal mandar a miles y miles de soldados a someter países, religiones y culturas con "bombas inteligentes" siempre que la voz de su Amo lo ordene desde Washington; y en esta gran Europa del capital es legal ser un empresario que usa y esclaviza a niños y niñas asiáticos y africanos para engrosar sus sucios beneficios. En esta gran Europa del capital es legal que los medios de comunicación condenen de antemano a los peligros@s, es decir, a l@s que suponemos un peligro para el poder por nuestro pensamiento crítico; las víctimas colaterales, si son serbias, bosnias o hertzegovinas, también son legales, y es legal clausurar periódicos, torturar y encarcelar a pres@s polític@s y criminalizar a los movimientos sociales.

En esta gran Europa sólo los demócratas tendrán siempre la razón, por encima de todo y a cualquier precio, pero ¿qué es ser demócrata en esta gran Europa del capital? Ser demócrata es aceptar las actuales estructuras del poder y sus reglas del juego, ser demócrata se resume al acto de votar con la papeleta y los nombrecitos y las crucecitas: bonita pantomima, uno puede ser demócrata un día cada cuatro años. ¿Y qué ocurre cuando el pueblo, cuando la gente queremos ejercer como demócratas todos los días de todos los años?

El gobierno de Chávez y sus políticas bolivarianas fueron refrendadas hasta ocho veces en tres años por casi el 80% de la población venezolana, sin embargo desde Europa nos dicen que Venezuela no es demócrata, ¿por qué? Porque Chávez y su gobierno han roto los límites de las democracias partidocráticas y parlamentarias clásicas. Ser democrático es asumir nuevas formas de participación real y crear nuevas propuestas de acción social, porque en eso consiste la democracia, en que el pueblo use el poder del pueblo, y no en estar delegando y aceptando siempre democracias tuteladas y vigiladas por el Gran Hermano.

A l@s que no acatamos todas estas leyes creadas para perpetuar el poder en las manos de los de siempre, primero se nos criminalizará y después se nos encarcelará, ninguna voz crítica debe romper esta falsa armonía creada por el Nuevo Orden. No parecen quedarnos muchas opciones ni muchos caminos a l@s que hemos decidido no ahogarnos en esta NADA que nos homogeniza y nos envasa al vacío para silenciarnos mejor. La resistencia y la disidencia han sido, son y serán los míos, los nuestros, los de tod@s aquell@s que creemos que, ahora y siempre, resistir es vencer. Amor, fuerza y solidaridad.

HASTA LA VICTORIA SIEMPRE

Juan Ra